Saltar al contenido

NORMAS DE FUNCIONAMIENTO PARA EL PROFESORADO 2011-2012

                 descarga aquí este documento   

            

    

NORMAS BÁSICAS DE FUNCIONAMIENTO PARA EL PROFESORADO 

  1. 1.Partes de disciplina

 

1.1.      En beneficio de todos debe procurarse que la amonestación no suponga la expulsión del aula, que ha de ser siempre una medida excepcional. Debemos tener en cuenta que hay muchos grupos, muchos alumnos/as y que el profesorado de guardia es finito y que puede estar ocupado.

1.2.      La expulsión del aula no debe ser un premio para el alumno. Se puede poner un parte y no expulsar del aula a un alumno. Poner un parte y expulsar a un alumno no son sinónimos.

1.3.      Caso de que no quede otra solución y el alumno/a tenga que ser expulsado bajará acompañado del delegado/a de la clase y presentarse ante:

-Si el alumno/a no ha sido expulsado de clase durante esa semana se dirigirá al Aula de Convivencia.

-Si el alumno/a ha sido expulsado de clase esa semana, o manifestado abiertamente que no tiene propósito de mejorar su comportamiento se dirigirá al profesorado de guardia, que estará en la Biblioteca.

1.4.      El profesor/a que expulse a un alumno/a:

-Anotará una letra “E” en la hora de clase del parte del aula, para que otros profesores/as puedan saber que el alumno/a ya ha sido expulsado en esa semana.

-Deberá mandarle siempre una tarea para realizar, que deberá comunicarse al delegado/a y éste al profesor/a del Aula de Convivencia o el de guardia, y que deberá ser revisada por el profesor/a que la puso para que así la medida pueda ser eficaz. Si no se revisa la tarea del expulsado hemos hecho algo improductivo: reforzamos la conducta de provocar la expulsión, pues acaban estando más a gusto en el aula de expulsión que en la clase.

1.5.      Cuando se tenga que poner un parte de disciplina se rellenará a la mayor brevedad posible. Esto no significa que se tenga que cumplimentar en la clase para que el alumno/a expulsado baje con dicho parte. Es importante que en el parte de disciplina se describa detalladamente la conducta o conductas que han motivado que el alumno/a sea expulsado de la clase, lo que normalmente requiere calma.

1.6.      Una vez puesto el parte de disciplina el profesor (no el tutor) ha de llamar a la familia para indicarle la acción realizada por el alumno/a y anotaremos en el parte el día y hora de llamada y lo hablado con la familia. No se registrará en jefatura ningún parte que no recoja la llamada de teléfono a los padres.

1.7.      Una vez que el alumnado expulsado ha sido atendido en el Aula de Tiempo Fuera o en la Biblioteca y ha rellenado su trámite de audiencia, el profesor de guardia dejará el trámite de audiencia en el casillero del profesor que lo ha expulsado para que éste grape el trámite junto con el parte de expulsión, de esta forma evitaremos que se expulse sin parte de conducta y sin trámite de audiencia.

1.8.      El profesor/a que escriba el parte deberá entregar una copia al tutor/a del alumno/a (en su casillero) y el original a Jefatura de Estudios.

1.9.      El alumno/a expulsado realizará los siguientes trabajos:

1.9.1.      La reflexión por escrito en la hoja de trámite de audiencia que está en el Aula de Convivencia y junto al parte de guardia sobre las causas que han motivado su expulsión.

1.9.2.      Las tareas encomendadas por el profesor/a que lo ha expulsado.

1.9.3.      Mostrar dichos trabajos al profesor/a de guardia.

1.10.  Los partes de disciplina de conductas contrarias prescriben un mes después de que se hayan impuesto.

1.11.  Los partes de disciplina de conductas contrarias graves prescriben a los dos meses.

1.12.  Un alumno que acumule tres partes de disciplina en vigor será expulsado del centro.

1.13.  Cuando un alumno/a vaya a ser sancionado con una expulsión, el Equipo Educativo correspondiente deberá cumplimentar las tareas que el alumno/a deba realizar durante el periodo de expulsión para que no se interrumpa su proceso de aprendizaje.

1.14.  Queda totalmente prohibido expulsar al alumnado al pasillo.

 

2.Guardias

2.1.   Los profesores de guardia deben comenzar observando en el parte el número de grupos con ausencias y organizar la atención de dichos alumnos, siempre dentro de aulas. Se recomienda que sólo dos profesores como máximo atiendan a un solo grupo en una hora de guardia. El profesorado además deberá estar atento a la realización de los ejercicios asignados por el profesor que falta y en su defecto indicarles tareas que crean convenientes (lectura, copiados, ejercicios, estudio…). De esta forma la hora de guardia se convierte en una hora provechosa y sin alteraciones.

2.2.   En cualquier caso, es obligatorio dar una RONDA INICIAL por si hubiera algún profesor ausente que no estuviera anotado en el parte y abrir las aulas correspondientes para facilitar la circulación por los pasillos.

2.3.   Para un eficaz servicio de guardia, y en beneficio de todos, DEBE COMENZARSE ESTA HORA LO MÁS RÁPIDO POSIBLE.

2.4.   Un profesor/a de guardia estará, siempre que la atención del alumnado lo permita, en la Biblioteca, para poder atender al alumnado que pueda ser suspendido del derecho de asistencia a clase. El resto del profesorado debe permanecer en la Sala de Profesores y/o estar siempre localizable.

2.5.   Anotar en el parte de guardia nombre y curso del alumno que haya sido expulsado de clase en esa hora, así como entregarle el trámite de audiencia.

2.6.   Recoger el trámite de audiencia del alumnado expulsado y colocarlo en el casillero del profesor que ha expulsado al alumno/a.

2.7.   Velar por que el alumno expulsado realice las tareas que se le hayan encomendado y anotar en el parte de guardia si el alumno ha realizado dicha tarea o no.

2.8.   Debe gestionar, junto con el equipo directivo, la atención al alumnado que pudiera necesitar algún tipo de asistencia médica.

2.9.   Es obligación del profesorado de guardia, en coordinación con el Equipo Directivo, llevar al Centro de Salud a un alumno/a que haya sufrido un accidente, independientemente de que se avise a la familia. En este sentido se debe actuar con la “diligencia de un buen padre de familia”. Es distinta la situación de un alumno/a que acude enfermo/a o accidentado al centro.

 

3.Tutores

3.1.   Deben llevar un control de los partes de disciplina que se ponga a sus alumnos.

3.2.   Cuando un alumno de su tutoría acumule dos partes de disciplina debe, en coordinación con jefatura de estudios, ponerse en contacto con la familia, bien por conversación telefónica o bien enviar un apercibimiento por escrito según modelo del Plan de Convivencia, para comunicarle que si se produce otro parte el alumno será expulsado del centro.

3.3.   Los tutores deben implicarse en el régimen disciplinario de sus tutorandos y deben procurar un contacto directo y habitual con los padres de los alumnos que tienen peor comportamiento.

3.4.   Cuando un alumno de su tutoría vaya a ser suspendido del derecho de asistencia al centro, debe recopilar del equipo docente, cuando así se lo indique Jefatura de Estudios, las tareas que deba realizar el alumno durante la expulsión para no interrumpir su proceso de aprendizaje

3.5.   Deben introducir semanalmente las ausencias y RETRASOS de sus alumnos, así como las posibles justificaciones en el programa Séneca. Es el primer paso del protocolo de absentismo.

3.6.   Debe cumplimentar a sus tutorados un parte de disciplina cuando acumulen TRES RETRASOS INJUSTIFICADOS, siempre que haya menos de un mes entre el primero y el tercero.

3.7.   Debe hacer insistir a sus alumnos sobre la necesidad y obligación de las familias de justificar por escrito las ausencias de sus hijos. El alumno debe mostrar a todo el profesorado y entregar al tutor dicho justificante tan pronto se incorpore al centro.

3.8.   Comunicar a las familias o tutores legales de los alumnos, en los periodos que establezca la Dirección, las ausencias y faltas de puntualidad del alumnado. Se hará grapando dicha comunicación en las Agendas Escolares, de modo que el padre, madre o tutor deberá firmarla, dándose por enterado de la información.



4.Limpieza y mantenimiento del centro

4.1.   Todo el profesorado del centro velará por llevar a la práctica los acuerdos adoptados a este respecto por el Equipo Técnico de Coordinación Pedagógica y los Equipo Docentes.

4.2.   Cuando se quieran poner carteles en las aulas deben usarse chinchetas, nunca cinta adhesiva u otros. No deben fijarse carteles en los azulejos para su mejor mantenimiento.

4.3.   Debe procurarse que mantengan limpios las aulas (suelos, paredes, azulejos y mobiliario) así como los patios.

4.4.   Debe evitarse la salida del alumnado de clase para ir al servicio (sólo en casos excepcionales, lo que se anotará con una letra “S” en el parte de clase), cafetería, fotocopiadora, búsqueda de material en otras clase, etc.



5.Cambios de clase

5.1.      Se establecerá un horario de Guardias de Pasillo para mejorar el orden en estos segmentos: un profesor/a en cada rellano de cada planta/ala velará por impedir la salida y tránsito indebido de alumnos/as, así como el cuidado de las pizarras digitales y ordenadores de las aulas del primer ciclo. No está permitido en este tramo ir al servicio, fotocopiadora, cafetería, visitar otras aulas... De hecho, los servicios del alumnado sólo estarán abiertos durante los recreos.

5.2.      Queda terminantemente prohibido salir al pasillo en los cambios de clase, salvo en los desdobles. El alumnado aprovechará este tiempo para preparar la siguiente área o materia.

5.3.      Los alumnos deben traer su material y hacerse personas responsables en este sentido (con nuestro ejemplo les deber ser muy fácil aprender estos valores). No podemos permitir que los alumnos salgan de clase para ir molestando a otras clases para pedir a otros compañeros calculadoras, compás, raqueta, libros, etc.

5.4.      Los alumnos de primer ciclo aguardarán en el aula la llegada del profesor cuando tengan que acudir a otra aula para dar la clase.

5.5.      Si se produce un retraso de más de cinco minutos en la llegada de un profesor/a, el delegado de curso bajará a la sala de profesores para comunicarlo.



6.Recreo

6.1.      El recreo comprende los dos descansos de la mañana, de 20 y 10 minutos respectivamente. El alumnado debe respetar este horario y evitar retrasos injustificados.

6.2.      Cada profesor debe cerrar al comienzo de cada recreo la puerta del aula donde haya estado, y procurar que las aulas cercanas también queden cerradas, si es que por algún motivo no ha habido profesor que las pueda cerrar.

6.3.      EL USO POR LOS ALUMNOS DE LOS SERVICIOS, DE LA CAFETERÍA Y DE LA FOTOCOPIADORA SE HARÁ EXCLUSIVAMENTE EN ESTOS PERIODOS.

6.4.      El alumnado, además de cumplir las normas generales del centro, debe poner en práctica las siguientes normas de convivencia:

6.4.1.      Mantener limpias todas las instalaciones del centro.

6.4.2.      No usar los pasillos como zona de recreo (salvo los días de lluvia).

6.4.3.      Atender a cualquier indicación del profesorado de guardia de recreo.

6.4.4.      Acudir al profesorado de guardia de recreo ante cualquier situación conflictiva.

6.4.5.      No permanecer en el interior de la clase durante el recreo.

 

7.Guardias de recreo

7.1.   El profesorado de guardia debe permanecer en los puestos predefinidos, rotando en los mismos semanalmente.

7.2.   Aquellos puestos dentro del edificio deben procurar que las aulas permanezcan cerradas y que no permanezcan alumnos ni en aulas ni en pasillos, salvo uso de cafetería, servicios, fotocopiadora y Biblioteca.

7.3.   En los patios debe procurarse el buen comportamiento del alumnado: entre iguales, con los profesores, respecto a la limpieza, instalaciones, mobiliario... tomando las medidas oportunas si se producen conductas contrarias a las normas de convivencia.

 

8.Fotocopiadora

8.1.   Sólo puede ser manipulada por el Personal de Administración y Servicios.

8.2.   El profesorado deberá solicitarla realización de las copias que necesite con la máxima antelación posible. Nadie puede estar seguro que la fotocopiadora vaya a estar disponible cuando la necesite con urgencia.

8.3.   Cuando las copias sean de material complementario para uso del alumnado, estos deberán abonar su coste, siempre que el número de copias sea cinco o más.

9.Finalización de las clases

 

9.1.      El alumnado no saldrá de clase salvo causa de fuerza mayor, y sólo si se lo autoriza el correspondiente profesor, pues para ello están dispuestos los dos recreos.

9.2.      Los alumnos deben traer su material y hacerse personas responsables en este sentido (con nuestro ejemplo les deber ser muy fácil aprender estos valores). No podemos permitir que los alumnos salgan de clase para ir molestando a otras clases para pedir a otros compañeros calculadoras, compás, raqueta, libros, etc.

9.3.      El alumnado ha de seguir los cauces establecidos para resolver los conflictos (alumno-alumno; alumno-profesor; alumno-tutor; alumno-jefe de departamento; alumno-jefatura de estudios).

9.4.      Al finalizar la clase el alumnado no saldrá de su clase hasta que no lo autorice el profesor, independientemente de que haya tocado la sirena. En ningún caso, ningún alumno puede abandonar el aula antes de que toque la sirena, evitando que se abran puertas de otras clases, den voces, vayan al servicio, vayan a beber agua, o cualquier otro acto que se os ocurra que pueda perturbar el ambiente del centro.

9.5.      A la finalización de la jornada debe procurarse que los alumnos dejen las luces apagadas, las sillas sobre las mesas, ventanas cerradas y persianas bajadas.

9.6.      Debemos ser puntuales en la finalización de la jornada: ni salir antes de hora ni tampoco demorar la salida. Caso de que haya algún motivo por el que algún grupo vaya a retrasarse en la salida es necesario que se informe a la Dirección del centro para que se pueda avisar a los conductores de los Autobuses implicados.

 

10.Ausencias del profesorado

10.1.  Según el dichoso Manual de Cumplimiento de la Jornada, cuando un profesor sepa con antelación que no va a poder acudir a su puesto de trabajo un día o periodo determinado, debe ponerlo en conocimiento de la Dirección del centro y rellenar un Anexo I, solicitando permiso a la Dirección ó Delegación, según proceda.

10.2.  En los casos de ausencia imprevista deberá comunicarse la misma con la máxima prontitud a la Dirección del centro, para que así pueda gestionarse correctamente el servicio de guardia.

10.3.  Asimismo, si se trata de visita médica, debe solicitar en la consulta un P-10 en el caso de la Seguridad Social, otro justificante en la asistencia privada, en el que el facultativo indicará que el interesado ha estado en consulta ese día y hora.

10.4.  Caso de no ser visita médica, el interesado deberá informarse previamente en la Dirección del centro de la documentación necesaria para justificar la ausencia.

10.5.  Cuando el interesado se incorpore a su puesto de trabajo debe entregar a la Dirección del centro el justificante de la ausencia para adjuntarlo al Anexo I.

10.6.  Cuando se produzca una baja, el interesado debe intentar que el documento llegue cuanto antes a la Dirección, aprovechándose de la buena voluntad y gentileza de compañeros ó compañeras ó, en su defecto, por correo.

10.7.  Lamentablemente, según el dichoso Manual, debemos firmar un registro diario de asistencia al puesto de trabajo, que se encuentra en el mismo archivador de la sala de profesores en el que está el parte de guardia.

            

               

Deja un comentario

Secured By miniOrange